Conocé la adrenalina en el hermoso Volcán Cerro Negro

El Cerro Negro es un volcán ubicado en el departamento de León, joven y único, es básicamente una colina negra y sin vegetación, con laderas bastante empinadas. Es también un excelente escenario turístico por las oportunidades que ofrece:

  • Entorno natural sorprendente.
  • Posibilidad de subir y descender un cono volcánico y apreciar su cráter.
  • Estructura de canopy para los visitantes.

Sobre el volcán y sus alrededores hay una capa de cenizas y rocas volcánicas que le dan su color. La erupción ocurrida en 1999 le dejó un borde negro con material volcánico alrededor, y dos pequeños cráteres al lado que también se acaban de formar.

Adrenalina y diversión en el Volcán Cerro Negro

Escalar el Cerro Negro no es como escalar cualquier otro volcán en Nicaragua. Éste solo tiene unos 500 metros de altura (son 726 msnm), pero la subida es empinada y difícil. Hay una especie de camino natural para subir, que lo facilita, pero hay otros lugares donde el visitante debe ayudarse de sus pies y manos para lograr subir. Al escalar, pude sentir las rocas caer, y toma alrededor de una hora subir hasta el cráter.

La vista desde la cima es magnífica. Se puede apreciar la cadena volcánica que atraviesa varios departamentos de Nicaragua; y que alinea un volcán tras el otro, como el Telica y el San Cristobal. En la cima podrá también apreciar el cráter, sentir el calor y percibir el olor a azufre antes de empezar a bajar, actividad que es una aventura por sí misma.

Descender es mucho más fácil que ascender, ya que en una de las laderas más inclinadas hay solamente arena volcánica y se puede correr hasta abajo y llegar en sólo diez minutos. La sensación de correr es tremenda, pero no es necesaria, pues también se puede bajar tranquilamente y aprovechar para apreciar el panorama.

Una alternativa más para descender es para las personas que tengan experiencia con tablas de nieve o arena para bajar la montaña. Como se puede ver, el volcán ofrece una experiencia única que puede ser disfrutada por cualquier en buena forma.

Desde el año 2015 fue istalada una infraestructura de canopy llamada Canopy Cerro Negro. Ésta ofrece un recorrido de 829 metros a través de 7 plataformas, una caseta de instrucción y espera, y un puente colgante de 17 metros. El canopy está ideado para que los visitantes puedan volar a través de él al centro de visitantes, una vez que han bajado del Cerro Negro.