Detienen a seis alcaldes en Costa Rica por presunta corrupción con obras viales

El alcalde de San José, capital de Costa Rica, Johnny Araya Monge, y otros cinco jerarcas municipales fueron detenidos este lunes como sospechosos de aparente corrupción en obras públicas, publicó el diario La Nación.

El rotativo destaca que las capturas se realizaron en 40 operativos en diferentes partes del país vecino, por parte de la Organismo de Investigación Judicial (OIJ), que bajo dirección funcional del Ministerio Público iniciaron las diligencias a las 7 a. m. y se extenderán por el resto del día.

“Agentes judiciales llegaron a tocar la puerta de las viviendas y, al ser abiertas, ingresaron a las residencias de manera pacífica. Glen Calvo Céspedes, de la Fiscalía Anticorrupción, indicó que además de Araya se aprehendió al alcalde de Cartago, Mario Redondo Poveda; al de San Carlos, Alfredo Córdoba Soro; al de Alajuela, Humberto Soto Herrera; al de Escazú, Arnoldo Barahona Cortés, y al de Osa, Alberto Cole De León”, subraya La Nación.

Dice que, además de esos seis municipios también se desplegaron diligencias judiciales en los ayuntamientos de Siquirres y Golfito. Asimismo, se allanaron las oficinas del Ministerio de Obras Públicas y Transportes (MOPT)– BID, empresas dedicadas al procesamiento de asfalto en La Uruca, Guápiles, Aguas Zarcas y Río Claro, así como una firma ramonense llamada Explotec, cuyo dueño, Cruz Porras, también fue capturado.

Glen Calvo Céspedes, de la Fiscalía Anticorrupción dijo que esa entidad junto con la Sección Anticorrupción del OIJ, ha desarrollado una investigación respecto a una organización criminal que ha venido teniendo impacto directamente en las municipalidades del país.

Explicó que es una estructura se ha dedicado directamente a ejercer actos de corrupción en el sector de la infraestructura vial cantonal, “ya sea conformada por alcaldes, funcionarios municipales o particulares, quienes a cambio de dádivas han intervenido para generar beneficios indebidos dentro de procesos de contratación administrativa y temas presupuestarios y de ejecución contractual”, detalló Calvo.

Agregó que con los allanamientos buscan el decomiso de información física y digital “que permita encaminarnos hacia el estudio de diferentes licitaciones de la estructura vial cantonal, ejecutada por estas municipalidades, así como algún tipo de información presupuestaria y de facturación que se haya dado”.

Las investigaciones señaladas destaca que un funcionario de MECO, apellidado Gutiérrez Vargas, quien fue detenido, era el encargado de los contactos con las municipalidades. “Era un eje central acción, era quien los contactaba y ejercía la acción de comunicación de la empresa, la acción comercial ilegal de la empresa hacia las municipalidades”, añadió.

De la firma constructora también estarían vinculados el dueño, Carlos Cerdas Araya, y otro funcionario de apellidos Bolaños Salazar. Según el fiscal, se capturó también a funcionarios municipales de Golfito, Escazú, Alajuela y San José. Del primer ayuntantamiento hay dos, Suárez Vásquez y Mayorga Mayorga, mientras que los demás responden a los apellidos Boraschi González, Chacón Ugalde y Castro Camacho, respectivamente.

Calvo dijo a La Nación de Costa Rica que de momento se investigan 15 proyectos en todas las municipalidades. “Son proyectos de infraestructura vial, conservación vial y de construcción de obra pública, específicamente aceras, parques, diques”, aseveró, al tiempo en que indicó con preocupación que tanto en esta operación como en Cochinilla (realizada en junio y que destapó irregularidades en licitaciones de obras públicas) hay imputados que se repiten.