Hospitales de Nicaragua contarán con lavadoras y secadoras industriales

Para asegurar una mejor atención a los nicaragüenses, el Ministerio de salud de Nicaragua; invirtió más de 50 millones de córdobas en la adquisición de lavadoras y secadoras industriales.

«Es prioridad la seguridad de los pacientes y por eso necesitamos tener equipamiento industrial; que garantice que nuestra ropa hospitalaria; sea libre de microorganismos y evite posibles infecciones en el hospital», expresó el director de Servicio de Salud, doctor Carlos Cruz.

«Se están renovando los equipos de lavadora y secadora hospitalarias. Hoy se entregan lavadoras de 100 kilogramos; y de 50 kilogramos y además secadoras de 50 kilogramos», afirmó Cruz.

Estos equipos de limpieza serán distribuidos a 22 hospitales ubicados en Madriz, Estelí, Managua, Granada, Jinotepe; Isla de Ometepe; Juigalpa, Boaco, El Rama, Nueva Guinea, Muelle de los Bueyes, San Carlos, Matagalpa, Jinotega, Bilwi, Siuna, Bonanza y Bluefields.

De igual forma, el hospital Alemán Nicaragüense, junto al hospital Manolo Morales y Fernando Vélez Paiz, serán los que modernizarán el servicio de lavado.

Además, la directora del hospital Alemán Nicaragüense, Kenia Grillo, mencionó que «van a dinamizar con mayor eficiencia el manejo de toda la ropa hospitalaria; ya que la ropa hospitalaria una vez retirada de la cama de los pacientes debe pasar por un proceso de lavado y de secado. Estas lavadoras son de mayor proporción en cuanto a los kilogramos de ropa; que se pueden procesar, por lo tanto, la ropa será distribuida más fácilmente».

Asimismo, la directora del hospital Amistad Japón-Nicaragua, ubicado en Granada; mencionó que estos nuevos equipos harán más fácil el trabajo del personal de lavado con el que cuenta el hospital.

«Estamos muy contentos con el equipo de lavadora y secadora porque en el hospital hay lavadoras de menor capacidad; con las que tenemos que hacer más ciclo de lavado durante el día; pero esto nos viene a agilizar, por tanto, que haya disponibilidad de ropa limpia para los pacientes», comentó la doctora Mirna Orozco.