Menor de edad muere por asfixia provocada al ingerir leche

Menor de edad muere por asfixia provocada al ingerir leche

El Instituto de Medicina Legal (IML) de Nicaragua, certificó que el niño de 1 año de edad, que era cargado en brazos por su madre en un sector de la capital nicaragüense, murió por asfixia cuando estaba siendo alimentado por su progenitora.

Así lo informó el director del IML, doctor Julio Espinoza quien dio a conocer la identidad del infante Cristian Alexander Cruz. La madre del menor será sometida este martes a un examen mental.

Agrega el reporte oficial del médico que hizo la autopsia, doctor Oscar Bravo, que no encontró ninguna señal de violencia corporal en el cuerpo del niño, pero internamente el menor tenía residuos de leche en las vías respiratorias.

Agregó el titular del IML que la institución recibió el cadáver del niño a las 10 y 40 minutos de la mañana y le correspondió al forense Oscar Bravo realizar la autopsia.

El doctor Bravo en su informe dijo que el IML recibió una solicitud para proceder a practicarle la autopsia al cuerpo del infante “ya que al momento de la muerte y de la denuncia del caso se sabía muy poco”.

medicina-legal

«Por lo consiguiente la autopsia médico-legal eso es lo que pretende, a través de los procedimientos aplicados tanto macroscópica y microscópica, establecer el caso y así determinar por qué murió el niño”, así como la manera de la muerte y circunstancias.

La autopsia inició a las 12 y 30 minutos del mediodía de este lunes y “fue a mi a quien le correspondió aplicar el protocolo especial en este tipo de muerte ya que se trata de un menor de edad”, dijo el forense.

Como los menores de edad son vulnerables – añadió el galeno – es necesario esclarecer ante la sociedad y la justicia el deceso del niño.

Conforme al protocolo, encontró que no existe ningún indicio de violencia corporal en el cuerpo del niño “porque este menor de edad no tenía contusiones ni datos de heridas”.

También el especialista hizo un estudio muy aproximado “a lo que nosotros consideramos signos vitales, principalmente en las regiones del tórax y del cuello y de igual manera el menor de edad no presentaba ningún dato de violencia corporal».

Dijo que a nivel interno cuando exploró los órganos en las cavidades; se encontró que el menor de edad tenía residuos de alimentos identificados como grumos de leche en cantidades abundantes en todas las vías respiratorias y de la misma manera en la cámara gástrica”.

A través del examen corporal “se pudo establecer una cianosis en él, bien marcada en el cuerpo y lecho de las uñas y región facial; lo cual va orientando una asfixia y que tiene una alta relación con estos grumos en las vías aéreas”.

Se encontró edema pulmonar que también está asociado a este proceso de asfixia y “ya con todos estos datos y sin encontrar ningún elemento de violencia en las cavidades corporales del menor, nosotros ya tenemos elementos para establecer la causa de la muerte”, dijo.

“Llegamos a la conclusión de que este menor de edad falleció a causa directa por una anoxia anóxica a causa de la asfixia por bronco-aspiración alimentaria (leche) y asociado al proceso de autopsia se realizó un objeto de investigación que lleva a cabo la Policía Nacional», explicó.

Concluyó que el menor falleció cuando la madre le estaba dando la alimentación y el niño comenzó a toser.