Avión Eastern Airlines se estrella en el sur de China con 132 personas a bordo

Avión Eastern Airlines se estrella en el sur de China con 132 personas a bordo

Un avión de pasajeros Boeing 737 operado por la aerolínea China Eastern Airlines se estrelló este lunes en el condado montañoso de Teng, en la provincia sureña de Guangxi. 

A bordo iban 132 personas (123 pasajeros y 9 tripulantes) que habían salido desde la ciudad de Kunming, al suroeste de China, en dirección a Guangzhou.

El vuelo MU5735 despegó a las 13.10 hora local (5.10 GMT). A las 14:19, la aeronave descendió repentinamente de la altitud de crucero, mientras que la velocidad de vuelo también comenzó a disminuir desde unos 845 kilómetros por hora. Tres minutos después, desapareció del radar

Sin causas conocidas

Las televisiones chinas han emitido algunas imágenes de un incendio en la ladera donde tuvo lugar el accidente. Por el momento no se conocen más detalles ni si hay supervivientes.

Tras saltar la noticia del accidente, desde Pekín, el presidente chino, Xi Jinping, hizo un llamamiento pidiendo la «activación inmediata de mecanismo de emergencia» para las labores de rescate y la posterior investigación de la causa del accidente. Se activo a más de 600 operativos para el operativo.

Desde Wuzhou, la ciudad más cercana al accidente, se desplegó 23 camiones de bomberos y 117 personas al lugar. El problema fue que la ladera donde cayó el avión es inaccesible por carretera, por lo que el rescaté se ralentizó al tener los bomberos que hacer parte del camino a pie.

Los medios chinos han informado que la compañía estatal China Eastern Airlines se está preparando para dejar en tierra todos sus aviones 737-800. Con sede en Shanghai, es una de las aerolíneas más grandes de Asia y la primera china en cotizar en la bolsa de Nueva York y Hong Kong. Cuenta con una flota de 730 aviones que recorren 170 países, sirviendo a más de 130 millones de pasajeros cada año.

El avión estrellado fue entregado al país asiático en 2015 y es un modelo diferente del 737 Max, que quedó en tierra en todo el mundo después de dos accidentes fatales en 2018 y 2019.